Gensanta.

Últimas voluntades, cuentos contra dios, píldoras textuales y fotos de ocasión

riada

Ha comenzado a llover. Has corrido a resguardarte bajo la choza y allí te mantienes, junto a la puerta, sin molestar a tu madre que está más adentro machacando el trigo para hacer las tortas que comeréis poco después.

 Naciste hace siete inviernos, aunque nunca te lo han dicho.

 Eres enormemente egoísta. Lo vas a demostrar poco después, cuando ya estén cocidas las tortas de trigo y te lances el primero a coger una para ti, empujando a tu hermano menor, sin importarte su fragilidad ni su hambre. ¿Por eso comenzó a llover y sigue lloviendo, porque eres malo? egoísta.

 Sigue lloviendo. Ya lleva un día entero lloviendo. Llueve muy copiosamente y el agua  hace un gran estruendo al caer sobre la tierra del claro en el que está la choza, sobre las hojas del bosque que rodea a la choza. Has salido a buscar fruta a unos árboles cercanos…

Ver la entrada original 599 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s